Régimen fiscal de extranjeros que perciben ingresos en México

De acuerdo a la legislación tributaria y para efectos fiscales, se entiende por establecimiento permanente del régimen fiscal de extranjeros, todo lugar de negocios en el cual se desarrollen, de manera total o parcial, las actividades empresariales de las personas físicas o morales, u ocurra la prestación de los servicios personales independientes.

En esta denominación entran las sucursales, agencias, oficinas, fábricas, talleres, instalaciones, minas, canteras y cualquier lugar de exploración, extracción o explotación de recursos naturales.

Se consideran también establecimientos permanentes:

– El residente en el extranjero que ejecute actividades empresariales en el país por medio de fideicomiso.

– Quien es representado en el país por una persona que ejerza poder para la celebración de contratos a nombre del residente en el extranjero o por su cuenta.

– La empresa aseguradora que percibe ingresos por cobros de primas en el territorio nacional, u otorgue seguros contra riesgos contemplados en este.

– La persona que actúe a través de agente independiente, si éste no está ejecutando acciones en el marco ordinario de su actividad.

​​- El supuesto cuando se realizan en territorio mexicano servicios de construcción, demolición, instalación, mantenimiento o montaje de bienes inmuebles y conexos, siempre que su lapso de duración supere los 183 días naturales, consecutivos o no, en un periodo de un año.

La doble tributación. Arrendadores residentes en Estados Unidos

La ley prevé, de conformidad con la regla 3.18.5 de la Resolución Miscelánea Fiscal del año 2017, otorgar a los mexicanos residentes en los Estados Unidos la opción del cálculo del impuesto correspondiente a los ingresos que perciben por concepto de uso o goce temporal de bienes inmuebles situados en territorio mexicano. Sobre la base aplicable a un establecimiento permanente.

Este precepto se encuentra establecido en el artículo 6, numeral 5 del Convenio celebrado entre el Gobierno de los Estados Unidos de América y el Gobierno de los Estados Unidos Mexicanos.

Con el cual se evita al sujeto de obligación fiscal la doble carga impositiva, toda vez que quien reside en otro territorio debe acogerse a la legislación del lugar donde llega.     Por lo que el ciudadano mexicano residente en Norteamérica debe pagar tributos en ese territorio y por lo tanto no debe tributar por el mismo concepto dos veces.

La figura se encuentra prevista como parte de las políticas implementadas para prevenir el fraude y la evasión fiscal.  ​​

Convenios para evitar la doble tributación

México ha suscrito convenios para evitar la doble tributación con más de 60 países, de los cuales han ratificado para el año 2018 45.

El objeto de la legislación internacional es evitar la doble imposición de cargas tributarias y prevenir la evasión y el fraude fiscal en materia de Impuesto Sobre la Renta.

La ley determina principalmente y a grandes rasgos, que las rentas que el residente del  Estado Contratante obtenga de los bienes inmuebles, incluidas rentas provenientes de explotaciones agrícolas o forestales, situados en el otro Estado Contratante, podrán ser sometidas a imposición en ese otro Estado.

En cuanto a los beneficios empresariales, cuando estos corresponden a empresa de un Estado Contratante solamente pueden ser sometidos a imposición de ese Estado, a menos que esta realice o haya realizado su actividad en el otro Estado Contratante a través de un establecimiento permanente situado en este último.

Régimen fiscal de extranjeros que perciben ingresos en México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *